Una misa de acción de gracias en el Parlamento

Aica.org

 

Los miembros católicos del Parlamento de Malawi y algunos de otras confesiones religiosas asistieron juntos a una misa de acción de gracias por la proximidad del término del mandato. La misa fue celebrada en el mismo parlamento y presidida por el padre Henry Chinkanda, director del Catholic Parliamentary Liaison (CPLO).

“Al final del mandato en el Parlamento, es bueno recordar los grandes milagros que, durante cinco años, Dios ha obrado a través de los diversos servicios que los diputados han ofrecido a la población de Malaui”. Con este espíritu se acerca el final de la legislatura.

El padre Chinkanda recordó a los parlamentarios en su homilía que “iluminados por el Evangelio, podremos ver a Cristo que está enfermo en nuestra sociedad y estaremos listos para ayudar, también podremos tomar nota de aquellos que tienen hambre y proporcionarles algo para comer, también notaremos la pobreza que prevalece en nuestra sociedad y seremos capaces de defender políticas a favor de los pobres como miembros del Parlamento”.

Según el padre Henry, este fue el clamor general y la esperanza de la ciudadanía de Malawi de que la sesión del Parlamento debe presentar un presupuesto a favor de los pobres. Dijo que es solo cuando hay una distribución equitativa de los recursos en el país que todos pueden tener vida y tenerla plenamente.

El próximo 21 de mayo en Malawi habrá elecciones para elegir al nuevo presidente y a los miembros del Parlamento que renovarán el panorama político en el país.

El 83 por ciento de los malauíes son cristianos, de los cuales la mayoría católicos.

En una nota de la Conferencia Episcopal Malauí el padre Chinkanda explica que “los parlamentarios sintieron que era necesario dar gracias a Dios al final del mandato de cinco años durante el cual sirvieron a la nación de Malau porque agradecer significa ser optimista en la vida y ver las cosas hermosas que ofrece para que podamos dar gracias a Dios, la fuente de todo lo que es bueno.

Todos debemos estar agradecidos a Dios por todo lo bueno de la vida. Cualquiera que esté comprometido y quiera paz y serenidad en la vida, ha de estar siempre agradecido a Dios y quien hace todo lo que Dios quiere y recibe todo como ejemplo de la bondad de Dios, tiene un corazón listo para alabar a Dios. Hay tanta gracia de Dios incluso en medio de los problemas cotidianos que plantea la vida. Es fundamental reconocer lo bueno que implican también las experiencias negativas. Una mala experiencia pasada podría generar, gracias a Él, una nueva bendición”, afirma el padre Chinkanda.

Al final de la misa, Francis Kasaila, líder de la comunidad católica en el Parlamento, reconoció “la importancia de dar gracias a Dios por las maravillas que hizo” recordando el momento de la elección del Parlamento hace 5 años. “Rezo para que la mayoría de nosotros podamos ser reconfirmados después de las elecciones del 21 de mayo de 2019”, añadió.

El CPLO invitó a los miembros del Parlamento a hacer campaña con un espíritu cristiano, absteniéndose de fomentar la violencia y proponiendo temas y programas siempre con un afán constructivo para el bien común del país.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *