Nuncio en Irán pide negociación, no venganza

El Arzobispo Leo Boccardi es Nuncio Apostólico en Irán desde el año 2013. En declaraciones a EWTN News desde Teherán, Boccardi aseguró que ha mantenido al Vaticano informado sobre la situación, con encuentros regulares con la Secretaría de Estado.

“Creo que las palabras del Santo Padre han sido una invitación a la moderación, al diálogo, a negociar para superar la tensión y para ver, esperar, que no haya ninguno de esos actos de venganza”, aseguró el Arzobispo Boccardi a EWTN News el pasado 6 de enero.

En el ángelus del pasado domingo 5 de enero, el Papa hizo un llamamiento al diálogo y al autocontrol ante este “terrible aire de tensión”.

El Arzobispo Boccardi asegura que no prevé implicaciones inmediatas para la pequeña población de cristianos que viven en Irán debido al ataque con aviones no tripulados (o drones) con el que Estados Unidos mató a Solemani, ya que no se trata de un conflicto religioso.

“Es una guerra que se desarrolla entre Irán y otro oponente en particular que tiene un nombre y un apellido”, aseguró Mons. Boccardi.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ordenó el ataque con drones que mató a Soleimani, cabeza de la Quds, la Guardia Revolucionaria iraní, así como al líder de la milicia iraquí Abu Mahdi al-Muhandis, el pasado 3 de enero en el aeropuerto internacional de Baghdad (Irak).

El ataque aéreo siguió a un ataque contra la embajada de Estados Unidos en Bagdad, los funcionarios estadounidenses aseguran que Soleimani había planeado ataques adicionales contra Estados Unidos.

El Departamento de Estado de Estados Unidos calificó en 2011 a Soleimani como terrorista internacional.

El presidente de Irán, Hassan Rouhani, juró venganza tras el ataque a Soleimani, y Trump amenazó en un tuit el pasado 4 de enero con atacar sitios culturales iraníes si Irán ataca cualquier objetivo estadounidense, una medida que posteriormente fue rechazada por funcionario del Pentágono.

Cantos de “muerte a América” se escucharon en el funeral de Soleimani el pasado 6 de enero. Este 8 de enero, en horas de la mañana, Irán lanzó unos 22 misiles contra dos bases iraquíes que albergan tropas estadounidenses.

“La buena política está al servicio de la paz, toda la comunidad internacional debe ponerse al servicio de la paz, no sólo en la región sino en todo el mundo”, aseguró Mons. Boccardi a una radio italiana el pasado 3 de enero.

“El llamamiento es a rebajar la tensión, llamar a todos a la negociación”, aseguró. “Debemos creer en el diálogo”.

El Nuncio también aseguró que la paz en Oriente Medio es responsabilidad de la comunidad internacional y precisó que “pacta sunt servanda”, es decir, que los pactos y acuerdos deben ser respetados ya que esta es una importante norma de la diplomacia, y subrayó que las reglas deben ser respetadas por todos.

“Tenemos que armarnos con otras armas, como las de la justicia y la buena voluntad”, aseguró.

Por su parte, el Cardenal Louis Raphael Sako, Patriarca de Babilonia de los Caldeos (Irak) se hizo eco de las palabras del Nuncio en las que llama a la oración la prudencia y el diálogo.

“Tengo que decir que personalmente estoy muy impresionado tras oír las palabras ‘hacer venganza’”, aseguró el Patriarca Sako a EWTN el 6 de enero.

“Somos afortunados de ser cristianos porque nuestra cultura, nuestra educación y nuestra mentalidad es de paz de respeto y de vida, no de sangre y de venganza”, aseguró el Cardenal iraquí.

Sako aseguró que cree que Europa puede tender un puente de ayuda con el diálogo entre Irán e Irak así como con los Estados Unidos.

“La comunidad internacional tiene la responsabilidad de lo que está pasando en la región de Irak, Líbano, Siria e Irán ahora. Ellos deben ayudarles a sentarse y dialogar de modo civilizado y a buscar una solución política, no luchando y amenazándose”, aseguró.

“Pido a todos los cristianos que recen por nosotros y nos tengan en sus oraciones”, añadió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *