esnlenfrdeitpl

El cardenal arzobispo de la archidiócesis de Washington y el obispo la diócesis de Arlington dicen en una carta conjunta:

«En virtud de la autoridad otorgada por nuestro Santo Padre, el Papa Francisco los fieles cristianos que, con espíritu penitente e impulsados por la caridad, participen en las celebraciones litúrgicas, junto con la gran manifestación de personas, a lo largo de todo el curso del evento anual que se llama 'Marcha por la Vida pueden obtener una indulgencia plenaria con las condiciones habituales».

La carta también decía que «los ancianos, enfermos y todos aquellos que por razones graves no pueden salir de su hogar» pueden recibir la indulgencia si «se unen espiritualmente a las ceremonias sagradas, a la vez que también ofrecen oraciones y sus sufrimientos o la dolencias de su propia vida al Dios misericordioso ».

El cardenal Donald Wuerl de Washington y el obispo Michael Burbidge de Arlington también pidieron a otros obispos que compartan la información con «aquellos confiados a su cuidado personal».

Para obtener una indulgencia plenaria, los católicos deben hacer una confesión sacramental, recibir la Sagrada Comunión, tener total desapego del pecado venial, y orar por las intenciones del Papa.