esnlenfrdeitpl

“Lo que es más doloroso es el problema humanitario, tanta gente que escapa o sufre... Un problema humanitario que debemos ayudar a resolver de cualquier forma”, dijo el Papa, que calificó como “muy difícil” la situación en Venezuela. Así habló el papa Francisco de la crisis que sufre el país venezolano, en la noche del domingo 10 de septiembre de 2017, en la rueda de prensa realizada en el vuelo de regreso de Colombia a Roma.

La Santa Sede, indicó el Papa Francisco, “ha hablado fuerte y claramente. La Santa Sede envió a un nuncio de primer nivel, y ha hablado con personas y habló públicamente” de la situación en Venezuela “buscando siempre una salida, ayudando a salir, ofreciendo ayuda para salir”.

El Papa señaló que la Santa Sede ha enviado al grupo de trabajo con los ex presidentes de Venezuela un nuncio de primer nivel y ha hablado, ha hablado personalmente y públicamente de la crisis en el país, y ha indicado que él ha hablado muchas veces de la situación en los rezos del Ángelus.

Oración en Cartagena

El papa Francisco aseguró su oración por “cada uno de los países de Latinoamérica, y de manera especial por la vecina Venezuela” el domingo 10 de septiembre, en Cartagena de Indias, después de rezar el Ángelus.

Del mismo modo, expresó su “cercanía a cada uno de los hijos e hijas de esa amada nación, como también a los que han encontrado en este tierra colombiana un lugar de acogida”.