esnlenfrdeitpl
El arzobispo de México, Cardenal Norberto Rivera Carrera, en conjunto con la Fundación Plaza Mariana, pone a disposición en forma gratuita un espacio en las criptas para depósito de las urnas con los restos de quienes han fallecido a consecuencia de los derrumbes. Para solicitar este servicio se debe llamar por teléfono.

De igual modo, en todas las celebraciones Eucarísticas de la Basílica de Guadalupe se está orando por las personas fallecidas y por el consuelo de quienes están sufriendo la pérdida de sus seres queridos.

En el santuario mariano también se elevan oraciones por quienes aún se encuentran atrapados en los escombros para que tengan la fortaleza necesaria; por los damnificados para que reciban ayuda de manera oportuna, y por todo el Pueblo de Dios y las autoridades, para que Dios bendiga abundantemente las tareas de emergencia, rescate, restablecimiento y reconstrucción.

La Basílica también pone a disposición sus servicios de acompañamiento espiritual y psicológico, y abre sus puertas como centro de acopio de las 9:00 a las 19:00 horas, recibiendo alimentos no perecederos, artículos de aseo personal y de limpieza, y ropa en buen estado. También pone a disposición de los donantes un número de cuenta, para el apoyo de los damnificados.

La Basílica de Guadalupe hace votos para que, por la intercesión de Santa María de Guadalupe y los méritos de Cristo, el Pueblo de Dios continúe con fe, esperanza, unidad y fraternidad ahora y siempre.

Que la devoción a santa María de Guadalupe, reina de México y Emperatriz de América y el seguimiento de Cristo, nos comprometan como discípulos misioneros de la Iglesia para dar testimonio del Evangelio con el hermano más necesitado.