Iglesia en Barrancabermeja rechaza violación de DD.HH. en Venezuela

Conferencia Episcopal de Colombia

 

En un comunicado de prensa, el obispo de la diócesis de Barrancabermeja, monseñor Camilo Castrellón Pizano, lamentó lo que está sucediendo en la frontera con Venezuela, donde fue quemada parte de la ayuda humanitaria que llegaba para el vecino país.

“Rechazamos enfáticamente la violación de los derechos humanos en el hermano país de Venezuela y nos solidarizamos con las frecuentes y abundantes caravanas de venezolanos y venezolanas que huyen en busca de pan, medicamentos y trabajo”, afirmó.

El prelado, manifestó su solidaridad con el pueblo venezolano y fue enfático en afirmar que el camino para solucionar esta crisis no es la intervención extranjera.

“En una intervención militar extranjera, consensuada con Colombia, los efectos serían desbastadores para la nación y, muy seguramente, Barrancabermeja, con su Refinería, sería una víctima más; además, como lo muestra la historia, las intervenciones militares extranjeras en un país, dejan nefastas consecuencias, muchas veces con extensión en sus vecinos, y al final, quienes promovieron la guerra abandonan el territorio herido y regresan a casa”, dijo el jerarca.

Finalmente, exhortó al Presidente de la República, Iván Duque Márquez, al Canciller, Carlos Holmes Trujillo y al Congreso de Colombia para que continúen buscando estrategias diplomáticas que lleven a una solución pacífica en el pueblo venezolano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *