El celibato sacerdotal encuentra importantes defensores en el Sínodo

En las congregaciones generales de este martes 8 de octubre, en el marco del Sínodo de la Amazonía, diversos padres sinodales se expresaron a favor de la defensa del celibato sacerdotal en la Iglesia Católica.

Una importante fuente al interior del Sínodo de los Obispo informó a ACI Prensa que entre los defensores del celibato sacerdotal estuvieron los cardenales Robert Sarah, prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos; y Peter Turkson, prefecto del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral.

También se manifestaron a favor del celibato Mons. Vital Corbellini, Obispo de Marabá; y Mons. Alberto Taveira Correa, Arzobispo de Belém do Pará; ambos de Brasil.

Así mismo lo hicieron Mons. Emiliano Antonio Cisneros Martínez, Obispo de Chachapoyas; Mons. Rafael Alfonso Escudero López-Brea, Obispo Prelado de Moyobamba; ambos de Perú; Mons. Waldo Rubén Barrionuevo Ramírez, Vicario Apostólico de Reyes (Bolivia); y el sacerdote salesiano Martín Lasarte Topolanski.

La fuente también explicó a ACI Prensa que “un significativo número de participantes brasileños expresaron su apoyo al clero casado y uno de ellos insistió en la ordenación de mujeres, pese a que el Papa Francisco ha cerrado la puerta a esa posibilidad”.

En mayo de este año, en la rueda de prensa que ofreció a bordo del avión en el que regresó de Macedonia a Roma, el Santo Padre explicó que luego del estudio de la comisión sobre la posibilidad de ordenar diaconisas en la Iglesia, y con lo que se avanzó en ese grupo de trabajo, “hasta este momento no va”.

La ordenación de los viri probati, hombres casados de probada virtud, está contemplada en el numeral 129 del Instrumentum laboris del Sínodo, en el que se lee: “Afirmando que el celibato es un don para la Iglesia, se pide que, para las zonas más remotas de la región, se estudie la posibilidad de la ordenación sacerdotal para personas ancianas, preferentemente indígenas, respetadas y aceptadas por su comunidad, aunque tengan ya una familia constituida y estable, con la finalidad de asegurar los Sacramentos que acompañen y sostengan la vida cristiana”.

En agosto, en una entrevista concedida al diario italiano La Stampa, el Papa Francisco dijo que el tema no será uno de los fundamentales del Sínodo sino que es “simplemente un número del Instrumentum laboris. Lo importante serán los ministros de la evangelización y los diferentes modos de evangelizar”.

El 7 de octubre el Santo Padre dijo además que el Instrumentum laboris es “un documento destinado a ser destruido porque de ahí es como punto de partida para lo que el Espíritu va a hacer en nosotros”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *