China amenaza a Pompeo: “el que siembra viento, recoge tormenta”

Fuente: Fernando Beltrán / InfoVaticana

“El señor Pompeo calumnia a China con la excusa de la protección de los derechos humanos, la libertad religiosa y la seguridad cibernética”.

La embajada de China en Italia ha emitido un duro comunicado, con motivo de las declaraciones de Mike Pompeo, que ha dejado traslucir la creciente tensión entre los dos países más poderosos de la Tierra.

Bajo un título amenazante ‘Mike Pompeo, ponga fin a su espectáculo’, el portavoz de la embajada china en Italia denuncia las afirmaciones del Secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, durante la visita que está realizando en Italia.

“En ningún otro lugar se ataca más la libertad religiosa que en China. Esto se debe a que, como todos los regímenes comunistas, el Partido Comunista de China se considera la máxima autoridad moral”, dijo ayer Pompeo en un simposio. “Un PCCh cada vez más represivo, asustado por su propia falta de legitimidad democrática, trabaja día y noche para apagar la lámpara de la libertad… Especialmente la libertad religiosa, en una escala horrible”, añadió.

Al salir de su reunión posterior con el ministro de Asuntos Exteriores italiano, Luigi Di Maio, Pompeo declaró: “El ministro de Asuntos Exteriores y yo tuvimos una larga conversación sobre las preocupaciones de los Estados Unidos respecto a que el Partido Comunista chino está tratando de aprovechar su presencia económica en Italia para servir a sus propios propósitos estratégicos”.

Pompeo “denigró nuevamente al Partido Comunista Chino, atacó la política interna de China sin motivo alguno e intentó desestabilizar las relaciones entre Italia y China. Nos oponemos firmemente y condenamos enérgicamente tales actitudes”, dice el comunicado de la embajada china.

“El señor Pompeo calumnia a China con la excusa de la protección de los derechos humanos, la libertad religiosa y la seguridad cibernética”, asegura el escrito. El portavoz del país comunista afirma que las declaraciones de Pompeo “rebosan de prejuicios ideológicos e ignorancia sobre China”.

El diplomático asegura que en los 71 años desde el establecimiento del comunismo en el país asiático, el pueblo chino “ha seguido un camino de desarrollo acorde con las necesidades nacionales, logrando resultados que son visibles para todos”.

Los ciudadanos chinos “disfrutan hoy de una sensación de satisfacción, felicidad y seguridad sin precedentes”, afirma el portavoz de la embajada. “La evaluación de si la situación de los derechos humanos, la libertad religiosa y la ciber seguridad en China es buena o no depende” de los 1.400 millones de ciudadanos chinos, no de “ningún político extranjero”.

“En Italia hay un proverbio que dice ‘el que siembra viento, recoge tormenta’”, escribe el diplomático en un claro tono amenazante. Esperamos que el señor Pompeo ponga fin a su espectáculo lo antes posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *